Del patrón-Estado al Estado-patrón

Libro

Fecha de Publicación: 2015

Autor: Soraya Maite Yie Garzón

Esta obra privilegia el protagonismo campesino de los arrendatarios de la hacienda, demostrando que la reforma agraria llegó a Nariño gracias al activismo del campesinado y no por la bondad del Estado. 

En el marco de la historia de la reforma agraria en América Latina, el balance histórico de su desarrollo en Colombia nos enseña que el país siguió una trayectoria tímida que no resolvió la problemática desigualdad de tenencia de las tierras en el campo. Este proceso tenue y fallido de planeación y redistribución despertó entre el campesinado un movimiento que se radicalizó y estimuló la recuperación, por vías de hecho, de grandes haciendas. No obstante de las valiosas investigaciones en este campo, la historiografía colombiana no nos ha compartido, hasta el momento, un estudio a profundidad de esa reacción o su papel protagónico. Aquí reside la importancia de esta obra, pues la autora excava en las capas de la memoria de la experiencia campesina en la Hacienda de Bomboná, Nariño, para acercarse a una historia que yuxtapone el discurso del Estado y el de los intelectuales regionales y nacionales a las remembranzas de los ex-peones arrendatarios de la hacienda. Esta obra se destaca porque privilegia el protagonismo campesino de los arrendatarios de la hacienda, demostrando que la reforma agraria llegó a Nariño gracias al activismo de los campesinos y no por la bondad del Estado, y, lo más interesante para mí, su importancia radica en su interpretación de la naturaleza de la memoria campesina como un acto de participación en la construcción de la hegemonía que caracteriza la relación patrón-campesino y, simultáneamente, como una expresión del autorreconocimiento campesino de su protagonismo. Se trata de una contribución a la historiografía colombiana que excede los límites del tema de la reforma agraria y nos da vías conceptuales para acercarnos a una vasta gama de procesos sociales en los que la interpretación de la memoria es clave.