[#if IMAGEN??]
    [#if IMAGEN?is_hash]
        [#if IMAGEN.alt??]
            ${IMAGEN.alt}
        [/#if]
    [/#if]
[/#if]

Inició vacunación contra el covid-19 en el Hospital Universitario San Ignacio

Con mucho ánimo y esperanza inició el proceso de vacunación de la fase 1 de la etapa 1, para personal de primera línea del Hospital Universitario San Ignacio -HUSI-, en la ciudad de Bogotá. En la mañana del jueves 25 de febrero, el HUSI recibió por parte de la Secretaría de Salud 2.197 dosis de la vacuna Pfizer para ser aplicadas, inicialmente, a personal del Hospital.

En este primer día, se espera vacunar a 1.400 personas entre médicos, personal asistencial, técnico, de vigilancia y aseo que tienen que ver en el proceso de atención de pacientes covid-19, y que estén inscritos en la plataforma del Ministerio de Salud.

Desde las 8:00 a.m. que inició el proceso de aplicación hasta las 11:30 a.m., se han aplicado 272 dosis de vacuna, 13 casos de observación por reacciones leves y cero dosis perdidas.

El centro de vacunación para aplicar la vacuna contra el COVID-19, que atiende el Hospital Universitario San Ignacio se encuentra en el Centro de Formación Deportiva de la Pontificia Universidad Javeriana, y fue acondicionado con todos los estándares de calidad para la prestación de este servicio.

Cuenta con 12 módulos de aplicación de la vacuna, de los cuales están hoy en funcionamiento diez. Cada módulo cuenta con un Auxiliar de Enfermería que aplica la vacuna, y una persona administrativa que toma los datos y los registra en el sistema de manera instantánea. También se encuentran auxiliares de enfermería adicionales que se encargan de transportar y surtir las vacunas desde el centro de alistamiento hasta los módulos, así como observadores del Hospital para garantizar el cuidado posterior. La Secretaría de Salud acompaña de forma constante el proceso, verificando que se cumplan los estándares de calidad.

El Centro cuenta con una amplia sala de observación, central de enfermería, zona de reanimación y ambulancia permanente en caso de ser necesario.

Carlos Arango, director de Servicios Ambulatorios del HUSI menciona aspectos a tener en cuenta para el personal y todo aquel que se aplique la vacuna. “Si después de aplicada la vacuna tiene síntomas muy leves, como dolor en el brazo, en el sitio de la aplicación y que no impide hacer las funciones normales o que no está presentando fiebre, sino que es como un escalofrío, puede llamar a la EPS y ellos le orientarán. Si presenta dificultad respiratoria, desorientación o le aparecen ronchas en todo el cuerpo, es cuando debe acudir al servicio de urgencias”.