Algunos análisis de relatos digitales

TWELVE BLUE: COMO EL AGUA AZUL

https://www.eastgate.com/TwelvwBlue/Twelve_Blue.html

El relato está compuesto por varias historias que se mezclan y que tienen como punto en común el hecho de que a los personajes de cada historia se les ha muerto alguien en el agua —bien sea un río, un lago, una laguna— o tiene alguna fijación con el agua. Dependiendo del recorrido que el lector escoja, en algún punto de las historias, estos personajes se unen por medio de relaciones de parentescos, de amistad o de odio.

Es un relato con mucho vocabulario, muchas metáforas, y bastantes menciones al color azul en todas sus formas. A lo largo de la hipernovela, el autor alude a situaciones que hacen pensar al lector en varias razones por las cuales la historia debe llamarse Twelve Blue: el clima en cada mes del año dependiendo de la estación, los diferentes tonos de azul de los doce océanos, etc.

Aunque es posible que exista un desenlace de la narración, aquí se concluye que, así como el inicio de la novela está determinado por la selección del lector, así también el final, pues la extensión de esta hiperficción hace que el fin de la lectura dependa de la voluntad del lector.

Toda la historia tiene fondo azul con letras de un azul más claro. El hipertexto está dividido en dos frames verticales. En la primera pantalla hay una especie de mapa: es un cuadro negro con 12 líneas horizontales irregulares de varios colores, simulando estar hechas con crayola. EL cuadro está dividido en 8 fragmentos verticales. Hay dos opciones para comenzar a leer: hacer clic en el fragmento que el lector escoja de ese cuadro (el cual lleva a un texto), o presionar una opción que dice "begin". Cada texto de cada fragmento puede tener un enlace que lleva a otro texto, que tiene otro enlace, y así sucesivamente. En caso de que no haya un enlace, el lector puede hacer clic en algún lugar aleatorio del frame izquierdo, en el cual aparece el fragmento del mapa donde el lector está ubicado. Pero, a su vez, esa franja con líneas está dividida en muchas partes; presumiblemente cada línea es un enlace que lleva a otro sitio.

No hay movimiento en cuanto a animación, y tampoco hay ninguna clase de sonido. Solamente hay tres imágenes en todo el hipertexto, las cuales hacen parte de un nudo cada una; es decir, cada ilustración está en un enlace distinto, aislada del texto. El movimiento se da más bien por el hecho de que el lector sabe que está desplazándose a lo largo de un mapa. Sin embargo, este mapa en realidad no le permite al lector observar con claridad en qué punto del hipertexto se encuentra, pues cada línea, a su vez está dividida en pedazos que constituyen un enlace independiente.

Twelve Blue difícilmente podría funcionar como un texto un impreso, pues su contenido perdería totalmente el atractivo si se dividiera cada historia en un capítulo. Este relato amerita tener formato hipertextual porque éste es el único que permite el salto aleatorio de una historia a otra, lo cual posibilita un placer mayor de lectura. El encanto de Twelve Blue está en el estilo de escritura y en las metáforas que presenta, pero también está precisamente en el recorrido particular que el hipertexto facilita.

En necesario recorrer varias veces esta hiperficción para lograr entender la historia general, ya que las historias particulares no se diferencian fácilmente, especialmente porque los nombres de los personajes - los cuales finalmente son los que ubican al lector en cada una de las historias- no son enunciados en todos los fragmentos.

Volver a índice de algunos análisis de relatos digitales

 
Universidad Javeriana - El relato digital - Jaime Alejandro Rodríguez - Foro abierto